sábado, 2 de agosto de 2008

Infecciones de transmisión sexual.

¡Hola corazones!

Además de porque siempre he tenido mucho respeto por el sexo y las enfermedades que él puede trasmitir en ciertos casos, y como mi curiosidad por saber parece que no se agota, he aprovechado estos días que tenía tiempo para documentarme un poco. De eso hablaré pues en esta entrada, de infecciones de transmisión sexual. Haré un resumen general y luego de cada una de ellas explicando en qué consiste principalmente y las causas iniciales para pillarla o transmitirla. También explicaré cómo evitarlas y hablaré sobre las pruebas médicas que se pueden hacer para saber si se está infectado.

Abreviadas como sus siglas, ITS,
antes conocidas con los nombres de enfermedades de transmisión sexual (ETS) y enfermedades venéreas, son un conjunto de enfermedades infecciosas agrupadas por tener en común la misma vía de transmisión: de persona a persona a través de las relaciones sexuales. Los agentes productores de las infecciones de transmisión sexual incluyen bacterias, virus, hongos e incluso parásitos. Aunque casi todas tienen tratamiento, algunas de ellas, como las producidas por virus, nunca curan de manera definitiva, sino que el agente causal permanece en estado latente, sin manifestarse, dentro del organismo al que ha infectado, reapareciendo cíclicamente. Este tipo de relación entre el organismo y el agente infeccioso facilita la transmisión de éste, es decir, su infectividad. Actualmente existen 30 tipos de ITS, de las cuales 26 atacan principalmente a las mujeres y 4 a ambos sexos.
Aunque la eficiencia del uso del preservativo o condón ha sido puesta en duda en diversas ocasiones (dado que muchas de las ITS se infectan por vía cutánea o por medio de fluidos no directamente vinculados al coito), el condón no deja de ser una importante línea de defensa como barrera. Las armas más importantes contra las ITS son la prevención, tomando las medidas oportunas por medio del uso del condón y la higiene adecuada, elementos imprescindibles para una sexualidad responsable y que reducen considerablemente el riesgo de transmisión de estas infecciones.
Tradicionalmente han sido clasificadas como de transmisión sexual cinco infecciones la sífilis, la gonorrea, el chancroide, el linfogranuloma venéreo y el granuloma inguinal. Sin embargo, muchas otras se transmiten sexualmente, incluyendo el herpes genital, la hepatitis, el molluscum contagiosum, el piojo púbico, la sarna y la infección por VIH, que produce el SIDA.
Hasta los años 1.990, estas aflicciones eran conocidas comúnmente como enfermedades venéreas. Veneris es la forma genitiva latina del nombre Venus, la diosa romana del amor. Otro eufemismo usado fue el de"la enfermedad social".
La sífilis es una enfermedad de transmisión sexual ocasionada por la bacteria Treponema pallidum. Esta bacteria necesita un ambiente tibio y húmedo para sobrevivir, por ejemplo, en las membranas mucosas de los genitales, la boca y el ano. Se transmite cuando se entra en contacto con las heridas abiertas de una persona con sífilis. Esta enfermedad tiene varias etapas, la primaria, secundaria o principios de la latente. En la etapa secundaria, es posible contagiarse al tener contacto con la piel de alguien que tiene una erupción en la piel causada por la sífilis.
La gonorrea es de las más frecuentes y es causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae. Ocurre durante el acto sexual, cuando el compañero está infectado, no siendo necesario llegar a eyacular; en el parto si la madre estuviese contaminada; o por contaminación indirecta si, por ejemplo, una mujer usara artículos de higiene íntima de otra persona enferma. La bacteria causante de dicha enfermedad es sensible a una gama variada de antibióticos, pero es capaz de desarrollar resistencia frente a algunos de ellos. Actualmente es efectivo en el tratamiento de la gonorrea el uso de cefalosporinas de tercera generación como Ceftriaxona, cuya administración debe ser efectuada por especialistas.
El sida, científicamente llamado virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) es responsable del síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA) y ataca a los linfocitos T-4 que forman parte fundamental del sistema inmunológico del hombre. Como consecuencia disminuye la capacidad de respuesta del organismo para hacer frente a infecciones oportunistas originadas por virus, bacterias, protozoos, hongos y otro tipo de infecciones. El VIH se puede transmitir por vía sexual (pene-vagina o pene-recto) mediante el intercambio de fluidos vaginales, semen o rectales, incluso se dice que de liquido preeyaculatorio, a través del contacto con sangre, tejidos o agujas contaminadas y de la madre al niño durante el embarazo mediante la placenta o el parto y lactancia. Tras la infección, pueden pasar hasta 10 años para que se diagnostique el sida que es cuando el sistema inmunológico está gravemente dañado y no es capaz de responder efectivamente a las enfermedades oportunistas.
Las tasas de incidencia de la ITS siguen siendo altas en la mayor parte del mundo, a pesar de los avances de diagnóstico y terapéuticos. En muchas culturas, las costumbres sexuales cambiantes y el uso del anticonceptivo oral han eliminado las restricciones sexuales tradicionales, especialmente para las mujeres, y tanto los médicos como los pacientes tienen dificultades al tratar abierta y sinceramente los problemas sexuales. Adicionalmente, la difusión mundial de bacterias drogorresistentes refleja el uso erróneo de antibióticos y la extensión de copias resistentes en las poblaciones móviles. En 1.996, la Organización Mundial de la Salud estimaba que más de 1 millón de personas se infectaban diariamente. Cerca del 60% de estas infecciones ocurren entre menores de 25 años, y de éstos, 30% son de menos de 20 años. Entre los 14 y 19 años las ETS ocurren con más frecuencia en hombres que en hombres en una proporción casi de 2 a 1. Esto se iguala hacia los 20 años y se estima que 340 millones de nuevos casos de sífilis, gonorrea, chlamydia y de trichomoniasis se dieron en el mundo entero en 1.999.
La manera más efectiva de prevenir las infecciones de transmisión sexual es evitar el contacto de las partes del cuerpo o de los líquidos que pueden llevar a una transferencia, no necesariamente actividad sexual con una pareja infectada. Los preservativos o condones solamente proporcionan protección cuando son usados correctamente como barrera desde, y hacia el área que cubre. Las áreas descubiertas todavía son susceptibles a muchas ETS. En el caso del VIH, las rutas de transmisión sexual implican casi siempre el pene. Un líquido infectado en una piel rota que llevase a la transmisión directa del VIH no sería considerado “transmitido sexualmente”, sin embargo puede ocurrir teóricamente durante el contacto sexual; esto puede evitarse simplemente no teniendo contacto sexual cuando se tiene una herida abierta. Otras ITS, incluso infecciones virales, se pueden prevenir con el uso de los condones de látex como barrera: algunos microorganismos y virus son bastante pequeños y pueden pasar a través de los poros en condones naturales de piel, pero siguen siendo demasiado grandes para pasar a través de los de látex. Los condones están diseñados, probados, y manufacturados para no fallar nunca si se usan apropiadamente. No ha habido casos documentados de transmisión de VIH debido a una manufactura impropia del condón.
Una prueba de ITS es un
examen médico para detectar la presencia de cualquier infección de transmisión sexual. La mayoría son análisis de sangre, y se realizan generalmente después de que los síntomas son detectados, pero pueden ser usadas pruebas en poblaciones de alto riesgo para detectar infecciones asintomáticas o presintomáticas. Las pruebas de ETS pueden examinar una sola infección, o consistir en un número de pruebas individuales para una amplia gama de ETS, incluyendo las pruebas para sífilis, gonorrea, chlamydia, hepatitis y las pruebas de VIH. Ningún procedimiento prueba todos los agentes infecciosos, así que es importante ser consciente para qué es usada una prueba dada.


P.D.: Pasado ya el jueves, día límite para apostar por un destino del mini-concurso que el viernes expliqué, hoy ya sólo queda concretar la solución del mismo. Me he ido a pasar unos días a Castilla y León, pasando por todas sus provincias. Mañana explicaré mis vivencias por esa fantástica tierra. ¿Os ha resultado curioso y/o interesante la entrada? ¿Conocíais ya algo concreto sobre este tema? ¿Os ha resultado útil esta información general? Podéis encontrar más información aquí.

Hasta pronto corazones.

No hay comentarios: