lunes, 29 de noviembre de 2010

Descubriendo Dinamarca III.

¡Hola!

En la tercera entrega de "Descubriendo Dinamarca" os quiero hablar del sistema universitario público y de la metodología de enseñanza superior y de trabajo que aquí tienen, algo diferente a lo que estamos acostumbrados en España. Como siempre en esta nueva y temporal sección hablaré a raíz de lo que me informe por la red y de mis experiencias propias.


Primeramente voy a hablar de lo atentos que son generalmente los profesores, lo cual choca con los profesores españoles, especial o concretamente con lo que en las facultades de ingeniería te sueles encontrar (aunque también hay honrosas excepciones en uno y otro país, por supuesto). Si tienes una duda enseguida te la tratan de resolver y te la explican una y otra vez hasta que finalmente lo entiendas bien.
Los primeros días que fui a la universidad debí hacerme una fotografía para, semanas más tarde, recoger mi "student card" o tarjeta de estudiante con la cual tenía acceso al edificio y a las clases en caso de que estuvieran cerradas, pues utilizas una contraseña para ello. Esto es literalmente así, puesto que puedes ir a trabajar a la universidad por la noche o el fin de semana a pesar de no ser horario lectivo precisamente gracias a esta tarjeta.
Me chocó también al principio del curso que no había apuntes físicamente hablando, pero, eso sí, todo el material utilizado en clase lo colgaban en el campus virtual y podía ser descargado en cualquier momento, por lo que el uso del portátil en clase es generalizado entre estudiantes y en prácticamente en todas las clases. Además, tampoco te dicen nada si llevas algo de comida o bebida a clase y la consumes mientras el profesor habla, algo que también es bastante curioso.
Además, las fotocopias te las debías hacer tú personalmente precisamente utilizando tu tarjeta de estudiante, la cual debes recargar con dinero previamente. Esto significa que no hay un servicio de copistería o reprografía propiamente dicho, aunque sí una pequeña recepción. También me chocó que los pocos papeles que nos daban en clase estuvieran impresos sólo por una de las dos caras del folio, pues pensaba que estaban más concienciados medioambientalmente hablando.
En cuanto al sistema de trabajo, en cada asignatura es habitual realizar trabajos originales y específicos en grupo, lo que es bueno en el caso de estudiantes Erasmus para practicar el inglés con otros compañeros de otros países, por supuesto, si no haces un gueto con los de tu misma nacionalidad.
Podría comentar también cosillas acerca de las semanas sin clase que hay en mitad de cada semestre (el llamado "autmn break" en octubre y el "spring break" en abril) y también acerca del "International Day" que se celebra justo el viernes de la semana siguiente a ambos parones, pero lo dejaré para más adelante.

Si bien es cierto que con la implantación del Espacio Europeo de Educación Superior las diferencias entre metodologías de trabajo y enseñanza están desapareciendo poco a poco, los que conocimos y vivimos/sufrimos/disfrutamos el anterior método nos resulta, cuanto menos, novedoso.


P.D.: Quisiera aclarar de nuevo que lo aquí descrito se lo debo a lo que he vivido yo y puede variar ligeramente con respecto a otras universidades danesas. ¿Qué opináis de este método de enseñanza? ¿Lo preferís en comparación con el que existe en España? ¿Qué ventajas y qué inconvenientes le veis?

¡Cuidaos!

No hay comentarios: