miércoles, 11 de mayo de 2016

Impresiones de la primera semifinal de Eurovisión 2016.

¡Hola!

Como eurofan confeso que soy, no podía dejar escapar la oportunidad de escribir mi opinión sobre la primera de las semifinales de Eurovisión que tuvo lugar ayer martes 10 de mayo en Estocolmo. He de decir que este año no he querido ver ningún ensayo ni foto ni leer absolutamente nada para llegar a la emisión totalmente virgen, como cualquier otro espectador medio.


La sensación general que tengo una vez ha terminado es de que cada vez cada país trabaja más su producto en pantalla, lo cual es bueno no sólo porque lo hace más competitivo (al final y al cabo quien vota es el público en sus casas) sino también porque lo hace más atractivo que un simple concierto con cantantes de varios países. Así pues, mi opinión de cada actuación, país por país, es la siguiente:
- FINLANDIA: Sandhja estaba entre mis 10 favoritas por el buen rollo que transmitía la canción y ella en directo, pero ayer me defraudó muchísimo. Desafinó como nadie y, aunque se mostró muy animada, tenía gestos de dureza que no transmitían bien la alegría de su "Sing it away". Una pena, pero merecido su no pase a la final. NOTA: 5/10
- GRECIA: El grupo étnico Argo que entremezclaba música tradicional griega con pop y rap en su "Utopian land" no tenía fácil pasar el corte de esta semifinal, y no porque no lo merecieran porque a mí la canción me encantaba, pero hay que reconocer que era una apuesta arriesgada y con raíces que es díficil encajar en un público más internacional. Aun así, bravo por ellos. NOTA 6.5/10
- MOLDAVIA: Entiendo que cuando una canción es mala, como es el caso de "Falling stars", tengas que decorarla visualmente con algo que impacte, pero lo del astronauta bailarín sigo sin entenderlo. Y es que encima Lidia Isac me parece tan poco inexpresiva que ya el conjunto, más bien chocante para mal, me dejó más bien indiferente. NOTA: 5.5/10
- HUNGRÍA: Freddie exhibió su rasgada voz como nos tiene acostumbrados, con mucha solvencia, en su tema "Pionner", muy correcto y comedido en su conjunto y que quizás se queda corto para lo que se le exige en estos tiempos a una candidatura en Eurovisión. Aun así, no puedo evitar valorar positivamente las propuestas simples cuando una canción es buena. NOTA: 7.5/10
- CROACIA: Mi absoluta favorita este año, aunque con el corazón partido con otra canción de la segunda semifinal, era el frágil pero potente tema "Lighthouse" en la voz de la dulce NinaKrajlic, quien de nuevo estuvo sublime en cuanto a voz. No obstante, debo rechazar tanta parafernalia, tanto vestido y tanta sobreactuación en un tema que habría lucido mucho más en un entorno más simple e intimista. NOTA: 8/10
- PAÍSES BAJOS: Lo que yo decía, menos es más, y Douwe Bob lo ha entendido a la perfección al interpretar su tema "Slow down", además de que el chiquillo tiene una complicidad con la cámara y el público únicas. No sé cómo hace este país para enviar recientemente artistas con una personalidad arrolladora y, funcione o no mejor o peor, es de agradecer por pensar en el conjunto como lo hacen. NOTA: 8/10
- ARMENIA: La canción me parecía rara en su estructura y artificial en su conjunto, pero reconocía la potente voz de Iveta Mukuchyan como el gran potencial del tema "Love wave". Sin embargo, ayer se explotó también la baza visual gracias a una realización sueca absolutamente perfecta, medida y acorde en cada momento. Seria candidata al podio, o debería. NOTA: 9.5/10
- SAN MARINO: He de reconocerlo, Serhat salvó muy dignamente los muebles anoche después de tanta polémica con su canción "I did'nt know" que no en vano le ha servido de promoción gratuita. No me extrañaría que no hubiera quedada ni último ni penúltimo en su semifinal porque finalmente la candidatura fue bastante elegante y comedida. NOTA: 6.5/10
- RUSIA: Quizás porque su país no goza de mucha simpatía, tal vez porque es una copia descarada del ganador anterior o simplemente por inflarle tanto como favorito, pero ayer a mí Sergey Lazarev me dejó muy frío al interpretar "You are the only one". Veo demasiado adorno a una canción de por sí comercial y fácil de recordar que ahora pierde esa chispa. Me ha decepcionado bastante. NOTA: 8/10
- REPÚBLICA CHECA: Magnífica, sublime, potente, sorprendente y justa interpretación y pase de Gabriela Gunciková con una perfecta interpretación de la balada "I stand". Este año este país merecía estar en la final del sábado, y más después de la seriedad con que han trabajado desde su regreso el año pasado, demostrando de nuevo que cuando hay un buen producto se puede lograr. NOTA: 9/10
- CHIPRE: La banda de rock Minus One proponía el tema "Alter ego", con muy buenas críticas y expectativas a sus espaldas para el país isleño. La verdad es que a mí me encantó en su conjunto, visual y auditivamente, y de nuevo la realización fue acorde y comedida con lo que exigía el tema, que ya era super potente de por sí. Si hay justicia deberían estar rozando el podio claramente el próximo sábado. NOTA: 8.5/10
- AUSTRIA: Una super emocionada Zoë interpretó con mucho apoyo del público (que por algo es la favorita del sector eurofan, parece ser) la edulcorada, alegre y algo repetitiva "Loin d'ici" íntegramente en francés. Es increíble cómo una simple canción puede ser tan pegadiza, pero buena parte de su triunfo se debe a tener un producto fácilmente diferenciable, por la razón que sea. NOTA: 8/10
- ESTONIA: A este país hay que reconocerle desde hace unos años el apostar por candidaturas con una personalidad y carácter propios, independientemente del resultado final, lo cual se agradece. Es una pena que una pieza tan exquisita como "Play" no haya pasado el corte, pero es verdad que Jüri Pootsmann  ha tenido noches mejores, porque ayer su interpretación, no tanto vocal sino expresiva, me dejó a medias a pesar de ser mi cantante fetiche de este año. NOTA 8.5/10
- AZERBAIYÁN: El "Miracle" de Samra habría sido cantar bien y no pasar a la final... o precisamente lo contrario, desafinar y conseguir el pase, lo que finalmente le ha sucedido a esta gata en celo. Coreografía random, vestuario de quarterback dorado y un conjunto nada claro y muy difuso para una canción de por sí bastante comercial y fácil de escuchar y retener. NOTA: 6/10
- MONTENEGRO: De nuevo me quito el sombrero ante la realización sueca, porque han sabido plasmar prácticamente un videoclip en directo de la canción rock "The real thing" del grupo Highway. Aun así, reconozco que puede sonar estridente y molesto para mucha gente y que también visualmente puede ser demasiado movido, pero bravo por el conjunto. NOTA: 8.5/10
- ISLANDIA: La pobre Greta Salomé, que volvía al festival esta vez en solitario, no ha podido "Hear them calling" para votar por ella, o al menos no lo suficiente para hacerla pasar a la final. Una muy bien pensada coreografía que ya habíamos visto en  la preselección nacional y que era acorde al tema y el mensaje, sin aportar nada nuevo al concurso ya que es la misma táctica utilizada por el ganador el año pasado. NOTA: 9/10
- BOSNIA HERCEGOVINA: Deen & Dalal junto con Ana Rucner al violonchelo y Jala rapeando, grupo formado expresamente para el concurso, mostró una imagen de "Ljuvab je" que hacía un guiño a su mensaje principal y al problema de los refugiados. Interpretado en bosnio, la candidatura tenía el punto fuerte en la música balcánica pero se pierde por la mezcla de estilos que acaba siendo un despropósito no compacto ni homogéneo. NOTA: 7/10
- MALTA: Otra que vuelve es Ira Losco, que consiguió la plata en 2002, esta vez con una canción pop bastante potente, "Walk on water". Sin embargo, a mí se me queda a medias esta canción y su actuación anoche no me dijo mucho tampoco. No mejorará su puesto, desde luego, pero siempre se agradece ver de nuevo a artistas que han dejado su huella en el festival. NOTA: 7.5/10

Dicho esto, y reitero que no había visto ni un sólo ensayo, mi impresión con sólo esta exhibición de canciones me exigía que pasaran indudablemente Armenia, República Checa, Islandia, Chipre, Montenegro, Estonia, Rusia, Austria, Croacia y Países Bajos. Finalmente ni Islandia (creo que fue una gran sorpresa para todos su descalificación) ni Montenegro han alcanzado la final del sábado, a cambio de Hungría y Malta, lo cual no me parece mal porque son las dos siguientes propuestas mejor valoradas.
Haciendo un repaso al resto de la emisión, debo recalcar que lo mejor de la noche fue la grata sorpresa de ver a República Checa pasar por primera (y merecida) vez a la final, así como el maravilloso "interval act" sobre los refugiados que simplemente me emocionó demasiado. Bravo también a la SVT por la realización de planos, algo a lo que nos tiene acostumbrados, sin embargo. Un ejemplo claro es la actuación de Armenia, seria candidata a arrebatarle al ruso la plaza de favorito, y también las de Chipre y Montenegro. Y por último, mencionar también los textos de presentación de cada país, dándole mayor importancia a los autores y artistas también, y personalizándolo para cada país. En el otro lado de la balanza quizás nombraría el hecho de desvelar ya la puesta en escena de tres de los países ya finalistas, y encima hacerlo con un ensayo. El objetivo de esta medida era darles mayor visibilidad y publicidad ya en estas galas previas, pero no sé si hubiera preferido no saber nada precisamente para guardar ese efecto de sorpresa.


P.D.: El jueves por la noche se emite la segunda semifinal en la que otros 18 países se medirán ante audiencia y jurados nacionales para lograr un pase a la gran final del sábado. Espero poder verla en directo de nuevo pero, en cualquier caso, el viernes haré un breve repaso de dicha emisión como he hecho con esta entrada. ¿Cuál ha sido vuestra impresión de esta primera semifinal? ¿Esperabais que pasaran esos países? ¿Cuáles son vuestros favoritos para alcanzar el triunfo este año?

¡Cuidaos!

No hay comentarios: