sábado, 27 de febrero de 2010

Si quieres ser tú mismo.

¡Hola corazones!

Aunque ya hace unas semanas que ha pasado la celebración del Carnaval, quiero escribir en esta entrada sobre algo similar, sobre la importancia de ser uno mismo siempre, sin disfraces ni artificios que no muestren nuestra verdadera esencia.

Para ello os voy a publicar un poema precioso en el que se habla del "vivir y existir", que no es lo mismo. Lo descubrí hace tiempo en "El Blog de Alberto Espinosa" y me siguen encantando este tipo de manifestaciones del individuo, del uno mismo, de la singularidad. Maquillados muchas veces sin saberlo ni quererlo, es difícil mostrarse siempre como uno es. Pero no hay que desistir de intentarlo, esa utópica meta nunca debe considerarse conquistada, siempre hay que seguir caminando para estar más cerca.
Os dejo con el poema ya, confiando que os guste:


Si quieres ser tú mismo, no tienes más que hacerle caso a tu corazón.
Si quieres ser tú mismo, no te engañes.
Si quieres ser tú mismo, di la verdad.
Si quieres ser tú mismo, habla claro.
Si quieres ser tú mismo, mira con los ojos.
Si quieres ser tú mismo, no tengas vergüenza.
Si quieres ser tú mismo, no copies.
Si quieres ser tú mismo, ama la libertad.
Si quieres ser tú mismo, pon confianza en ti.
Si quieres ser tú mismo, piensa las cosas, tus cosas.
Si quieres ser tú mismo, sé diferente, porque todos somos diferentes.
Si quieres ser tú mismo, cree en tí.
Si quieres ser tú mismo, explota tu personalidad.
Si quieres ser tú mismo, sé tú mismo.



P.D.: Es más de lo mismo, ya lo sé, pero me encantan este tipo de escritos. ¿Qué os ha parecido? ¿Os ha gustado? ¿Y vosotros, sois vosotros mismos?


Hasta pronto corazones.